Retorno de la inversión en el bienestar: resultados de la inversión en la satisfacción y en el bienestar laborales

16 May ‘23
5 min
Rendimiento laboral
Lisanne van Marrewijk
Gecontroleerd door Psicólogo/a Paul Hessels
werkgeluk-verband-winstgevendheid
Hay mucho debate sobre la salud mental y la satisfacción laboral, y con razón, pues existe un fuerte vínculo entre la rentabilidad de una organización y el bienestar de las personas que trabajan en ella. Invertir en salud mental hará que tu empresa prospere de muchas maneras distintas.

 

Una organización saludable actúa de forma que beneficie a todos, desde los empleados y clientes hasta los accionistas y al resto del mundo. Es un lugar en el que la cultura, el entorno y la manera de trabajar promueven el bienestar. ¿Qué forma toma eso en el día a día del mundo laboral?

 

 

Satisfacción laboral y rentabilidad

 

Los empleados que están contentos y se sienten bien tanto física como mentalmente son el eje de tu empresa. El profesor Graham Lowe lo subraya en su libro Creating Healthy Organisations.

 

Existe una relación recíproca entre el bienestar de los individuos y su satisfacción laboral, y el rendimiento y la rentabilidad de una organización. Cuando los empleados están contentos, la organización crece, y a la inversa, es más fácil que estén satisfechos cuando las cosas van bien en la empresa.

 

Imagínate un negocio que está pasando por dificultades, no consigue contratar al personal suficiente y no puede cumplir con la demanda. En esas circunstancias, mantener la moral alta se convierte en todo un reto.

 

Por eso, el vínculo es mutuo: los empleados contribuyen al éxito de la organización y, a la vez, una organización que prospera hace que aumente la satisfacción de los empleados.

 

Si la empresa tiene dificultades, es crucial permanecer vigilante. Además, hay que adaptar las expectativas en cuanto a niveles de productividad, resultados y energía, pues de lo contrario aumenta el riesgo de entrar en una espiral de negatividad que sólo conduce a los resultados opuestos.

 

 

Presiones externas y resiliencia interna

 

Lo ideal es que, como organización, encuentres el equilibrio entre los retos (la presión externa que una empresa impone en un empleado) y la capacidad de carga (la resiliencia interna o cantidad de presión que una persona puede soportar).

 

Por un lado, es importante aumentar la resiliencia de los empleados; por el otro, asegurarse de que la presión externa siga siendo gestionable. Encontrar el equilibrio entre las personas, la presión y el rendimiento es la clave del éxito.

 

 

El bienestar afecta al rendimiento y a la satisfacción laborales

 

Un estudio de McKinsey muestra que más del 60 por ciento de los empleados se enfrentan a dificultades mentales en algún momento de sus vidas. Eso quiere decir que una gran proporción de tus empleados también sufrirá ese tipo de problemas, directa o indirectamente. 

 

Cómo se siente una persona afecta verdaderamente a su rendimiento. Una persona que, por el motivo que sea, se enfrenta a retos relacionados con su salud mental no tiene tanta energía, productividad o claridad como alguien que no los tiene. Nuestro bienestar tiene un impacto sobre nuestra satisfacción, nuestra participación y nuestro rendimiento en el trabajo.

 

👉 También te interesará: Por qué invertir en salud mental atrae el talento (y cómo hacerlo)

 

Esos retos mentales pueden llevar a la pérdida de productividad, al absentismo y al remplazo de personal. Un estudio de Deloitte muestra que el 30 % del absentismo total está relacionado con la salud mental y que el 70 % de los empleados van al trabajo a pesar de tener dificultades mentales, lo que a su vez provoca una pérdida de productividad (presentismo). 

 

Más de la mitad de los empleados acaban por dejar la empresa en la que trabajan por culpa de su salud mental y de la falta de asesoramiento adecuado.

 

 

El coste de una salud mental deficiente

 

Las estadísticas no mienten. Una salud mental deficiente afecta al rendimiento laboral y a la rentabilidad de las organizaciones y cuesta dinero a las empresas, hasta un 25 % más en 2021 que en 2019.  

 

El estudio de Deloitte muestra que una empresa gasta de media entre 1 500 y 2 500 euros por empleado y año en las consecuencias de una mala salud mental. Eso supone un total anual de entre 59 000 y 63 000 millones de euros.

          

 

Invertir en salud mental

 

Las personas que tienen dificultades mentales no tienen experiencias positivas en el trabajo. El estudio de McKinsey demuestra que los empleados tienen cuatro veces más probabilidades de abandonar su trabajo como resultado de una experiencia laboral negativa.

 

La mitad de los empleados también dicen sentir fatiga laboral y, según Deloitte, desearían ver cambios en la forma de organizar el trabajo. Por tanto, invertir en salud mental además de en una experiencia laboral positiva es esencial para mantener motivados y contentos a los empleados y prevenir el remplazo a largo plazo.

 

El estadounidense Jacob Morgan, consultor y autor superventas sobre el futuro del trabajo, enfatiza la importancia para la satisfacción laboral de los empleados de una experiencia positiva.

 

Las investigaciones de los expertos demuestran que las empresas que invierten en un entorno, una cultura y una estrategia positivas no solo experimentan un 40 % menos de remplazo, sino que sus beneficios son cuatro veces mayores que los de aquellas que no lo hacen. ¿Cuáles son los aspectos principales de esa experiencia positiva? La humanidad, la pasión, la diversión y los retos.

 

 

Por dónde empezar con la salud mental

 

Invertir en salud mental merece la pena, pues cambia dramáticamente la adquisición del talento, la retención y el rendimiento laboral. Por eso, asegúrate de implementar las soluciones adecuadas para asesorar a tus empleados en materia de salud mental y rendimiento laboral. 

Da a tus empleados la oportunidad de prosperar y aumenta su resiliencia mental con OpenUp. Reserva una sesión de prueba de 20 minutos.

Solicita una demo

¿Quieres saber cómo OpenUp puede ayudar a tu organización?

Descubre cómo OpenUp puede ayudar a tu empresa a abordar los retos del bienestar emocional.